viernes, 27 de diciembre de 2013

HIPOCONDRIAMODS RECORDS: FEMALE RHYTHM & BLUES 50's AND 60's

Desde el foro Hipocondriamods hemos recibido un último regalo en este 2013 y una banda sonora estupenda para celebrar un, esperemos, buen año 2014 para todos. Una nueva recopilación que denota que el foro y los foreros siguen en buena forma y manteniendo y cultivando sus excelentes gustos musicales, veintiséis gemas de R&B a cargo de féminas y facturado en las décadas de los 50 y los 60. Se trata de un vasto género musical del que me declaro desconocedor en su gran mayoría pero al que he podido aportar una pequeña propuesta que, no es sorprendente, es la producción más tardía de toda la selección.
Extraídas del catálogo de sellos míticos como Excello, Okeh, Liberty, Cadet, Specialty, Chess, Stax o Roulette entre otros podemos disfrutar de la enorme fuerza e intensidad del R&B (ojo, ¡auténtico R&B y no lo que se entiende en estos duros tiempos!) a cargo de regias intérpretes femeninas. ¡A disfrutarlo! 

martes, 24 de diciembre de 2013

SANTA CLAUS!

Felices fiestas a todos los lectores de Making Time, uno de los aspirantes destacados a blogs musicales más perezosos de la red. A ritmo de Have Love Will Travel, perdón, del navideño remedo de esa tonada fantásticamente perpetrado por los Sonics en 1966 y que, muy originales ellos, bautizaron como Santa Claus, nos vamos a comer turrones y beber unas sidras. 
¿Habrá un "Lo mejor de 2013" en Making Time? Yo no apostaría por ello, amigos, así que directamente os remito a esta entrada como de lo mejorcito de este año.
Lo dicho... felices fiestas! Hip... ay la sidrica... hip, hip...
David

domingo, 22 de diciembre de 2013

COMMUNICATION BREAKDOWN

Seguimos nuestro serial de grandes vocalistas de desmedida y jugosa teatralidad con unos de los jefazos de todo ésto, aunque en esta ocasión en un campo siempre bien abonado para estas frivolidades, el del rock más melenudo y furibundo, cosa que se inició más o menos oficialmente a finales de los 60 y estos cuatro cafres fueron uno de sus más destacados pioneros, Led Zeppelin
Su vocalista, Robert Plant, atacaba este inmortal pepinazo de su primer LP (conciso, directo, relampagueante), Communication Breakdown, aportándole sus amaneramientos y, según el día, sus rabiosos movimientos de melena (más densa pero no de tanta longitud como en años posteriores). La cara B de su primer single en 1969 sigue siendo una de mis favoritas del grupo antes de sus excesos posteriores. 
Terry Reid, otro tipo de nivel, estuvo a punto de ser el vocalista de los Zep, pero pese a su enorme talento en aquellos años no creo que en interpretaciones como la de este Communication Breakdown hubiese llegado al delicioso histrionismo de Plant, que en cada interpretación en directo (aunque la del vídeo, una promo alocada y visualmente muy de la época, es un playback) se desataba con distintos acercamientos a la canción, improvisando y siguiéndole el rollo al Jimmy Page, siempre tan dado a alargar lo que ya estaba bien tal cual.
¡Un clásico, amigos, un clásico!
David

jueves, 12 de diciembre de 2013

FIESTA PRESENTACIÓN AT THE GROOVE! Nº4

La salida del nuevo número del 60's y modzine At The Groove! es inminente y su máximo responsable, DaniMel, está poniendo en marcha la maquinaria promocional del mismo con una fiesta por todo lo alto en Madrid el 21 de diciembre y promete otra en Ponferrada el día 28. Atronará la mejor música en ambas y en Madrid, en el Weirdo! Bar de Malasaña, estará a cargo de DaniMel y de Pepe Kubrick. Esa noche se podrá conseguir el nuevo At The Groove! y habrá regalos por doquier, así que no hay excusa para perdérselo!
Pronto tendremos en nuestras manos el nuevo número y aparecerá por aquí la correspondiente reseña. Mientras tanto, tenéis toda la información en el blog del modzine:
David

jueves, 5 de diciembre de 2013

EL DISCO DE LA SEMANA

PROCOL HARUM: Procol Harum Live In Concert With The Edmonton Symphony Orchestra (Chrysalis, 1972; reedición en CD digipack por Salvo Records con bonus tracks, 2009)
Los Procol Harum eran los mejores en lo que hacían. Y cuando querían demostrar que también sabían roquear, les daban sopas con ondas a cualquier melenudo seguidor del demonio armado con una guitarra y una supuesta mala uva. Así que, llegados a 1971, ya era hora de sacar el correspondiente disco en directo del grupo, cosa muy en boga en aquellos años. Y los Harum, que ya de por sí eran unos leones en el escenario como quinteto, decidieron que la épica y la gravedad de su música merecía ser respaldada por un acompañamiento clásico, toda una orquesta con coros incluidos.
Curiosamente el grupo se fue a grabar este experimento a Alberta, Canadá, y de esa grabación se han cumplido en noviembre 42 años. Este tipo de cosas suelen tener un resultado desigual, desde simplemente aceptable como lo que hicieron los Deep Purple en 1969 hasta la basura de los últimos años de todo tipo de gente de mal vivir, ya que es un formato sonoro más o menos de moda o al menos da "credibilidad". Aún hoy, en 2013, parece que cualquier cosa que más o menos se roce con la música "clásica", "culta", da credibilidad. 
En fin, creo que me estoy desviando. La cuestión es que Gary Brooker y los suyos, armados en Canadá con sus instrumentos, su repertorio y arreglos orquestales escritos por el propio Brooker crearon una obra encomiable. De su increíble colección de canciones (ya llevaban cinco LPs en ese momento) escogieron, sorprendentemente, unas pocas, y en algunos casos no de las más reconocibles, pero seguramente Brooker consideró que serían las que mejor empastarían con los arreglos orquestales. Y en la mayoría de los casos es así, como en los casos de su binomio de canciones marineras, A Salty Dog y Whaling Stories así como en su suite progresiva In Held 'Twas I, casi 20 minutos que la verdad es que me echan bastante para atrás. Para mi, se trata de lo más flojo y causante de somnolencia de los Harum, y ocupar toda una cara de un LP con ella me pareció casi un desperdicio cuando conocí este disco por vez primera.
La cuestión es que In Held 'Twas I se hace un poco más llevadera que en el LP de estudio donde apareció, SHINE ON BRIGHTLY (1968), quizá gracias al sonido orgánico, lleno de profundidad del disco. Parece que estamos en el teatro donde se grabó asistiendo a algo muy magno, con poco que ver con el rock pervierte-jóvenes del momento. La orquesta y coros suenan en un segundo plano, mientras que la batería del ENORME BJ Wilson se une a esa profundidad con un sonido bastante cavernoso, algo que no sucede con los otros instrumentos eléctricos. En todo caso, Wilson se luce en Conquistador al igual que Dave Ball a la guitarra que emerge furiosamente aquí y allá emulando a la perfección al gran Robin Trower en lo que vendría a ser su único disco con la banda. Completa el disco original All This And More de su A SALTY DOG (1969).
En los bonus del CD se incluye Luskus Delph, originalmente del BROKEN BARRICADES (1971), que disfruta de unos arreglos bellísimos protagonizados por trompa y el órgano de Chris Copping, y que seguramente estaba destinada a aparecer en el disco original. De ese mismo LP escogieron la furibunda Simple Sister en sus ensayos arreglada muy ligeramente a base de la sección de vientos de la orquesta además de la inmortal y bellísima Shine On Brightly, aunque no está a la altura dramática de su versión en estudio.
Haber estado allí y haber presenciado el concierto debía de haber sido toda una experiencia. Desde los primeros momentos, en los que el grupo toma asiento antes de atacar el primer tema, con chiste incluido, hasta los momentos mágicos de A Salty Dog donde se puede apreciar los efectos especiales que el grupo incorporó a este directo, un sistema de sonido cuadrafónico que distribuía por toda la sala sonidos de gaviotas que parecían volar sobre las cabezas de los 3000 asistente. Todo muy mágico, muy intenso, muy profundo a la par que entretenido. Todo muy propio de Procol Harum. 
David

sábado, 30 de noviembre de 2013

¿ES ESTO EL CIELO... O EL COLOUR ME POP DE LOS MOVE?

En enero de 1969 se emitió la media hora del programa de la BBC Colour Me Pop cuyos protagonistas eran The Move, una de las más imprescindibles bandas británicas surgidas en los 60 cuyo repertorio de singles rivaliza con el de otras bandas contemporáneas popularmente sacralizadas. Sus LPs no disfrutan del mismo estatus que sus 45s, pero de los cuatro para mi hay dos que son obras maestras absolutas, su primero (THE MOVE, 1968) y el último (MESSAGE FROM THE COUNTRY, 1971).
Esta media hora celestial presenta a lo que podríamos denominar The Move Mk II, como cuarteto tras el abandono del bajista Ace Kefford pero manteniendo todo su poder con armonías a tres voces, un poderoso sonido de bajo (explotado hasta niveles inconcebibles en MESSAGE FROM THE COUNTRY) y la magnífica guitarra y voz de Roy Wood. Como siempre, a la batería y con sus característicos redobles, Bev Bevan, mientras que al bajo y ocasional voz solista Trevor Burton disfrutaba de sus últimos momentos como miembro del grupo. A la voz solista, uno de mis cantantes favoritos de los 60, Carl Wayne (¡y al bajo en The Christian Life!). Siempre elegante, comedido pero potente, de característica voz... sin ella, muchos temas de The Move no serían ni mucho menos lo mismo, y que bien empastaba con la de Roy Wood... Es decir, tenemos unos Move inmediatamente previos a la llegada de Rick Price y Jeff Lynne y los profundos cambios que ello conllevaría.
Su repertorio de 1969 aún mantenía algunos de sus grandes éxitos, de su etapa Pop-Art y psicodélica: I Can Hear The Grass Grow, Flowers In The Rain, Fire Brigade y Blackberry Way, pequeña muestra del inconmensurable talento del grupo y de su líder Roy Wood. Además, singles que miraban ya más hacia lo que iban a ser los Move más roqueros en la siguiente década (Wild Tiger Woman), canciones de su LP SHAZAM que vería la luz unos meses después (Beautiful Daughter, The Last Thing On My Mind) y ejemplos de su creciente interés en el rock de la Costa Oeste norteamericana desde 1968 con versiones que llenaban sus directos esperando ser aceptados por el público más underground de clubs como el UFO, siempre recelosos del éxito comercial del grupo: The Christian Life, directamente extraído de una copia del SWEETHEART OF THE RODEO de los Byrds (1968), Goin' Back también prestada del repertorio de los Byrds y la propia The Last Thing On My Mind original de Tom Paxton, además de la preciosa Something, cara B de Blackberry Way (¿un playback, o interpretada con sonidos pregrabados de todo el background de la canción a base de flautas, cuerdas..?).
Los Move siempre han estado, y estarán, en mi top 10 de bandas. ¡Cosas como este delicioso documento histórico me reafirman en mi postura a base de canciones inapelables y entregadas intepretaciones!
David

jueves, 28 de noviembre de 2013

PSYCHSPLOITATION!!!

Ese es el título del nuevo disco de la banda Satan's Pilgrims, un compendio alucinante y alucinógeno en edición limitada de 500 copias en vinilo negro o de color (con descarga digital incluida) publicado por Merlin's Nose Records y que, como el título indica, se trata de un disco completamente instrumental con trece canciones que acercan diversas influencias del pop a la vibrante psicodelia, al estilo de oscuros LPs, como los denominados library music, cargados de pastiches que intentaban acercar un estilo más o menos underground al gran público o simplemente aguardar hasta ser recuperados como parte de alguna banda sonora de alguna infame película también del género Psychsploitation. Y todo ello ejecutado por eficientes pero anónimos músicos de estudio dispuestos a fusilar cualquier cosa mínimamente susceptible de ser psicodelizada!
En este caso no se trata de músicos anónimos sino de los Satan's Pilgrims, banda de Oregon formada hace veinte años y normalmente dedicada a sonidos surf. Y parte de eso hay también en este disco, música psicodélica con espíritu surfero y guitarras con twang que a menudo resurgen aquí y allá entre otras guitarras fuzz, sitares eléctricos, teclados de espíritu ácido, algún fragmento phaseado, garage rock...
Los mejores momentos, que son muchos, los constituyen la levitativa (y con coros muy evocadores de soft pop) Tracers (Of Love), la viajera 10,000 Mirrors, Kaleidoscope (psicodelia orientalizante a lo Costa Oeste con gran guitarra fuzz y teclados), los guitarrazos a lo Who de Night Of The Face, la psicodelia llena de groove de Psycle Pswami y comienzo electrizante (si hubiese sido grabada en 1968 sería un llenapistas en las pistas de sonidos blanco) y su continuadora en espíritu y en groove Psych-A-Go-Go (Psych Out!) y, sobre todo, la impecable versión del clásico In The Past de los We The People, y es que con la lectura de los Satan's Pilgrim parece que esta canción nació para ser tocada de forma instrumental!
David

viernes, 22 de noviembre de 2013

THE OUTER LIMITS!

Gracias a un buen amigo de Making Time (¡gracias, Adrian!) he conocido la existencia de este pequeño reportaje que data de 1968 o más seguramente de inicios de 1969 que narra, con intervenciones de los propios miembros del grupo, el desmembramiento de la banda de pop proveniente de Yorkshire The Outer Limits, responsables de dos singles (además de algunas grabaciones inéditas) en los sellos Deram e Instant (en lo que fue la primera referencia de este sello subsidiario de Immediate). 
En el mismo escuchamos algunos fragmentos de su música, y podemos intuir que se trataba de una potente banda en directo; de hecho fueron elegidos para compartir gira con la Jimi Hendrix Experience y los Pink Floyd de Syd Barrett. Sus dos singles son estimables, sobre todo el primero, Just One More Chance / Help Me Please (1967), siendo su cara B su momento estelar, una pieza en la que todo, desde el agresivo ritmo, la instrumentación y la voz rugosa contrarrestada por dulces coros, la encuadran como una gema de Freakbeat. Su segundo single (1968) incluye en la cara A la más prescindible y melosa Great Train Robbery acompañada por la más interesante Sweet Freedom. Un ejemplo de pop comercial muy de la época que indica por donde van a ir los tiros del siguiente proyecto del guitarrista y cantante de los Outer Limits, Jeff Christie, que con su grupo Christie consiguió fama mundial gracias a la chiclosa Yellow River.
En el reportaje se les presenta como un grupo a punto de alcanzar la fama justo en el momento de su ruptura, algo que no concuerda mucho con el poco impacto de sus dos escasos singles. De una forma un tanto temeraria se asimila su sonido al de poderosas bandas como Cream, Blind Faith, Humble Pie y nada menos que Blood, Sweet & Tears, inclusión de estos últimos cuanto menos curiosa ya que su sonido no tenía nada que ver con los ejemplos precedentes. Se exponen varias causas de la ruptura pero la mayor la dejan bien clara: el dinero, o la escasez del mismo, ya que cobraban apenas seis libras a la semana (¡esos mánagers!) pero se pueden intuir otros motivos, como la debacle de su sello Immediate que privó de promoción a muchos de sus grupos y quizá también el cambio de gustos entre la juventud más underground; en el propio reportaje se pueden ver a varios jóvenes entrevistados mientras suena de fondo rocksteady.
En resumen, seguramente se exagera la relevancia o el posible impacto que entre las masas causaban o se adivinaba que podían causar los Outer Limits, pero entre otras cosas podemos disfrutar de la banda atacando en directo Hey Joe, un videoclip en una calle con una pinta estupenda mientras suena una canción increíble que no he identificado todavía, o admirar la fenomenal estética del grupo, tiempos mejores en los que abundaban las melenas, enormes patillas, pañuelos al cuello y elegantes trajes.
David

miércoles, 20 de noviembre de 2013

LOS HUÉSPEDES FELICES: LAS COSAS QUE NO VEMOS

He tardado tantos días en redactar la reseña sobre el nuevo disco de Los Huéspedes Felices porque he necesitado varias escuchas del mismo para poder asimilar lo que tenía delante: la culminación, por el momento, de la obra musical del grupo! Una colección de canciones inmensa que aglutina gran parte de los estilos que por aquí preferimos: psicodelia, pop 60's, folk ácido... saltando de uno a otro con coherencia y habilidad. Sus letras en castellano provocan la atención y no la desazón como en otras bandas que componen en nuestro idioma, el ambiente en general retrotrae a grandes discos de la época y la producción es brillante. ¡Impecable e impactante!
LAS COSAS QUE NO VEMOS comienza con El Jardín, delicada pieza de folk ácido repleta de percusiones, guitarras acústicas, un teclado que suena como un clavicordio... muy al estilo de Los Brujos de Miguel Ángel Villanueva o Los Brincos de finales de los 60 (en canciones como La Fuente). Si esto empieza así, ¡la cosa promete! Y vaya si lo hace... Buscando El Sol tiene un título muy de George Harrison y la verdad es que la levitativa guitarra de la canción es harrisoniana en un tema de pop psicodélico con letra sobre lo que es real y lo que no que posee el aire más 70s del disco. Cerca Del Suelo retrocede unos años y es una gema freakbeat de ritmo contundente, pesado, con duras guitarras y teclado propio del género. Un, Dos, Tres... es jubiloso pop con inflexiones psicodélicas gracias en gran parte al órgano que proporciona ácidas melodías y a las voces y letras como siempre crípticas pero de profundo regusto psicodélico (continuas referencias a la menta, la búsqueda, la realidad o lo que podemos llegar a entender por ella...) y ramalazos de poderosa guitarra que enlazan, como no podía ser de otra manera, con ...Al Escondite Inglés, un instrumental a modo de coda del tema anterior de ritmo endiablado y lleno de groove. Las líneas que traza el teclado le dan un aire oriental más que apropiado y, ojo, que su final engaña! Todo un homenaje a la mejor película ye-yé rodada en este país. Los Huéspedes cierran la cara A con Perdido En La Luz, experimento sonoro construido a base de tres canciones en una, bellamente psicodélico.
Foto extraída del blog de Los Huéspedes Felices obra de José Ardá
En Un Día Oscuro (Canción Triste) abre la otra cara, una de las canciones del disco con letra más accesible y en la que dominan las texturas acústicas en su primera mitad hasta que entran decididamente las guitarras eléctricas, el teclado y la batería. Las Cosas Que No Vemos es potente y agresiva, con guitarrazos que aparecen y desaparecen y en la que brillan el teclado y la letra cantada a varias voces de Los Huéspedes, y es que el de los coros es otro aspecto en el que brilla el grupo. Pájaros es una preciosa pieza pop con partes de la melodía que me recuerdan a Miedo, uno de los clásicos de Los Imposibles, y con unos estupendos solo de guitarra y coros, además de un inesperado y muy evocador (por su título) teclado al final de la canción. Le sigue la ya conocida Llueve, tema riquísimo en cambios melódicos, y que es estupendo tenerla al fin en formato físico. Las Hojas Caen contrarresta la potencia de Llueve con su comienzo lleno de delicadeza y belleza minimalista hasta que rompe en estupendo, pero calmado, pop sesentero. Cierra la obra la instrumental y psicodélica Otoño, crepuscular, melancólica, con cierto aire de la Costa Oeste.
Los Huéspedes Felices, aliados con Clifford Records, están facturando algunos de los mejores discos de este país, al fin orientados a la edición comercial de sus canciones y dejando de ser un maravilloso secreto para iniciados. Pero sus canciones no se resienten y estos artefactos son piezas a incorporar a cualquier colección que se precie de popsike!
David

viernes, 15 de noviembre de 2013

¡YA A LA VENTA EL NUEVO LP DE LOS HUÉSPEDES FELICES!

El pasado 4 de noviembre Clifford Records publicó el segundo LP de Los Huéspedes Felices, LAS COSAS QUE NO VEMOS, esperada rodaja de vinilo cargada de folk rock y psicodelia, doce nuevas canciones a sumar al extenso, hipnótico y siempre entusiasmante repertorio de Los Huéspedes Felices.
El formato es intachable: LP acompañado de un CD, todo ello envuelto en una carpeta doble; un bonito, evocador y misterioso artwork que rompe con la habitual política de mostrar una foto de la banda en la mayoría de discos de grupos actuales de estilo 60s, psicodélicos, etc. Aunque no estoy para nada en contra de esa tradición, en algunos artefactos puede que encaje un apartado artístico más en consonancia con el contenido. Con este bonito diseño Los Huéspedes Felices hacen gala una vez más de distinción y elegancia!
Pronto aparecerá por aquí la oportuna reseña de las canciones del disco, y hasta que aparezcan las canciones del LP en su bandcamp y encarguéis vuestra copia pertinente, se puede disfrutar de su ya conocida Llueve, incluida en el single previo cuya portada enlaza directamente con este LP (quién tenga la copia física lo podrá comprobar) y Las Cosas Que No Vemos, que da título al disco y es una pieza de contundente ritmo cimentada sobre poderosos teclado y guitarra, en el blog del grupo.
Un grupo en estado de gracia con un LP que confirma su habilidad en ésto del pop-fok-rock psicodélico... ¡Un disco imprescindible!
David

martes, 12 de noviembre de 2013

EL DISCO DE LA SEMANA

VARIOS: Feeling High. The Psychedelic Sound Of Memphis (Big Beat, 2012)
El mundillo de los jóvenes psicodélicos de Memphis entre 1967 y 1969, años que comprende este disco, era extraño y subterráneo. Me puedo imaginar que no sería fácil practicar ciertos sonidos en un área dominada por músicos de soul y blues, arrastrando aún la fama del rockabilly de los 50, con afamados estudios que facturaban éxitos para sellos como Atlantic, con la influencia de la cercana Nashville y su country...
Esos jóvenes de aspecto extraño y largo pelo que escuchaban discos facturados en la Costa Oeste y en la lejana Inglaterra no debían ser muy bien vistos, y menos aún bien recibidos en los estudios de grabación, y leyendo el libreto se percibe algo de eso ya que la mayoría, si no todas las grabaciones, se registraron de noche, cuando los estudios quedaban libres de los músicos "respetables", generando una serie de canciones fascinantes que quedaron en su gran mayoría inéditas, sin ser aceptadas por ningún sello para ser publicadas.
Y todo ello gracias a otros dos jóvenes interesados en los más extraños sonidos y propuestas y que actuaron como canalizadores de todo este movimiento, produciendo a los grupos y músicos locales que buscaban aventurarse en algo tan marginal como podrían ser los vagos ecos que llegaban a Memphis del Verano del Amor del 67: Jim Dickinson en los estudios Ardent y James Parks en los Sounds Of Memphis.
De la mano de Dickinson y las sesiones que dirigió en los estudios Ardent, de fama y culto mundial en los 70 gracias a Big Star, Hot Dogs, Cargoe, etc., nos llegan a través de los surcos de este magnífico artefacto la versión del For Your Love de los Honey Jug, una de las tres únicas canciones del disco que fueron publicadas en single, una versión oscura y psicodélica, llena de eco, efectos, teclado viajero y guitarras levitativas; además, la propuesta más bizarra, experimental y aventurada de la escena psicodélica de Memphis (aunque provenían de Arkansas), los Knowbody Else, con su sonido muy deudor de los grupos de Texas del sello International Artists. No hay más que oír la voz de su cantante, Jim Mangrum, para notar las similitudes. Tras un cambio radical, este grupo alcanzó estatus de estrellas al menos en Estados Unidos en los 70 bajo el nombre de Black Oak Arkansas!
Los más anglófilos de todos estos grupos son sin lugar a dudas The Wallabys con su pop beatlesco y suaves aromas psicodélicos como en Holy Days marcado por el sitar y la bonita Old Man Of Time, pop barroco y muy inglés con clavicordio incluido. The Goatdancers era el grupo de Terry Manning, personaje habitual en el entorno de Ardent durante varias décadas, colaborador de Jim Dickinson en esos años en el estudio y responsable de un buen disco en solitario unos años después. La propuesta del grupo era más cercana al garage rock con teclado maníaco en Eat Me Alive y al folk rock en We're In Town
Otra de las composiciones que vieron la luz comercialmente fue Dancing Girl de The 1st Century, una estupenda pieza de aire medieval y oriental a partes iguales, con flauta, dulcimer, percusiones, varias voces... Podría encajar a la perfección en una recopilación de folk ácido de los 60. Y aunque no producidas por Dickinson pero sí arregladas por él son dos de las mejores canciones del disco, el potente soul rock de The Poor Little Rich Kids, dos gemas grabadas en los estudios de Stax e incomprensiblemente no publicadas en su momento. Come On Along And Dream y sobre todo I Need Love deberían tener desde ya estatus de clásicos!
Por su parte James Parks en las sesiones de madrugada en los estudios Sound Of Memphis facturó grabaciones de prístino y brillante sonido pero más contundente sonido que iban del crossover entre sonido de Texas y psicodelia inglesa de Rubber Papper de Sealing Smoke a las brutales excursiones sonoras con saxo, guitarras espaciales, codas instrumentales y voces desquiciadas de las grabaciones de Greg McCarley pasando por el groove a lo Brian Auger & The Trinity de Triple X y de Changin' Tymes y su Blue Music Box, publicado por un sello local, brutal pieza que recupera el ritmo del Get Ready de los Temptations y lo baña en guitarra fuzz. También a ellos pertenece la levitativa Hark The Child, muy en la onda de San Francisco.
Para terminar la hipnótica, y también muy similar a lo proveniente de la Costa Oeste, Deja Vu de Judy Bramlett, la versión de los Beatles de turno, en este caso Ticket To Ride en lectura progresiva a lo Vanilla Fudge de Mother Roses (la única pieza prescindible del disco, por cierto) y el rock psicodélico machacón de David Mitchell.
Para buscadores de rarezas de rock psicodélico y aventureros del underground musical sesentero de los diversos estados de EEUU, este es otro disco imprescindible que añadir a la colección. Varias de las piezas en él incluidas son realmente apabullantes y además supone un eslabón previo y necesario en la historia de un sello importantísimo en la década siguiente, Ardent Records!
David

miércoles, 6 de noviembre de 2013

THE ALAN BOWN SET PARTE 4: KINGS OF THE CLUBS

Como muchos lectores veteranos recordarán, en Making Time se inició el relato por capítulos de la fantástica saga de un grupo muy querido en este humilde rincón adornado de psicodelia y otras hierbas. Es hora de cumplir con una deuda pendiente, la de cubrir los fantásticos primeros años de The Alan Bown Set tras el repaso no cronológico que hemos hecho de su etapa de finos ejecutantes de pop psicodélico (parte 2), banda en transición y algo despistada con un oído puesto en el jazz rock (parte 3) y estupendos prog-rockers (parte 1). Dicho ésto, vamos allá.
Alan Bown, un trompetista veterano de la escena beat de inicios de los 60 que con los Embers se recorrió el circuito usual de estas bandas, incluyendo la residencia en el Star Club de Hamburgo, asumió el liderazgo por un tiempo hasta su disolución de los John Barry Seven, prestigioso septeto montado por el compositor y productor inglés.
La escena musical inglesa en ese año era extremadamente efervescente, y Alan Bown tenía que ser parte de ella por derecho propio como el persistente trabajador de la música que era, así que reclutó a antiguos colegas del John Barry Seven como eran Jeff Bannister (teclados y voces), Dave Green (saxo, clarinete y flauta) y Stan Haldane (bajo), y junto a ellos a Vic Sweeney (batería) y Pete Burgess (guitarra) para formar los ABC (Alan Bown Community), rápidamente rebautizados como Alan Bown Set.
Alejados del beat y rutinario R&B imperante en las listas y fuertemente orientados al soul y al jazz, y tras patearse el circuito de clubs londinenses (Marquee, Klook's Kleek, Flamingo, Speakeasy...) y las Midlands durante casi un año con un éxito y seguimiento de sus fieles (jóvenes mods y antillanos) cada vez mayor en verano de 1965 son fichados por Pye tras el visto bueno de Tony Hatch, que les produjo su primer single, Can't Let Her Go/I'm The One Who Loves You, la cara A una versión de los Hipster Image que no es sino elegante beat apoyado por los vientos pero a la que le falta algo de fuerza, y la B una versión de Curtis Mayfield, más enérgica y quizá una mejor elección para la cara A. En todo caso, en ambas canciones se nota que, aunque la voz solista de Bannister es buena, le falta algo de garra y carácter.
A principios de 1966 la banda sufre sus primeros cambios, abandonando la misma Dave Green, cansado de la dura vida en la carretera. Su sustituto sería John Helliwell, con lo que la banda no perdía talento en la sección de vientos pero eso no fue todo ya que su siguiente recluta sería un nuevo vocalista llamado Jess Roden que se ganó el puesto tras considerar la banda a otros candidatos, ¡entre ellos nada menos que Robert Plant que en aquel momento estaba en un grupo llamado Listen! El primer producto discográfico de esta nueva alineación sería el disco Baby Don't Push Me/Everything's Gonna Be Alright, y vaya si ya se nota la potente voz de Roden. Ambos temas tienen muchísima más fuerza que su primer single, están mejor producidos, los metales y las bases rítmicas cobran protagonismo y ambas caras son rompepistas indiscutibles.
Tres meses después, en julio, le siguió el siguiente disco del Set con los temas Headline News/Mr. Pleasure. Headline era una versión de Edwin Starr con lo que nos encontramos con un cañonazo de tema, con coros estridentes y agudos, similares al estilo mod-soul de los Action, y Mr. Pleasure es elegante pop soul al estilo de las composiciones de Curtis Mayfield con Bannister de nuevo a la voz solista. El tercer y último single de 1966, año en el que el grupo entregó seis excelentes canciones con mínima repercusión comercial y radiofónica, estaba compuesto por Emergency 999 y Settle Down, siendo Emergency su tema más conocido, y con razón: todo en ella se conjuga para crear un clásico mod: urgencia, ritmo bailable, increíbles metales y voz solista, melodía infecciosa, estribillo adornado con Na Na Nas para gritar en la pista de baile... Settle Down, una composición propia, es una pieza elegante y jazzy para relajar el ambiente tras el pepinazo de la otra cara.
Ante el escaso impacto de sus discos Pye intentó con ellos otra estrategia: lanzar un disco en directo para mostrar al grupo en su hábitat natural, donde triunfaban cada noche, y también aprovechar el apetitoso mercado que el público de los clubs del Swinging London ofrecía. LONDON SWINGS - LIVE AT THE MARQUEE CLUB fue el título elegido para el LP con una cara del mismo ocupada por el Alan Bown Set y otra por Jimmy James & The Vagabonds. La interpretación y el repertorio del grupo son implacables: It's Growing de los Temptations con una intro tomada del Satisfaction de los Rolling Stones; Emergency 999, unas exquisitas I Need You de los Impressions y el clásico Sunny, Headline News, Down In The Valley de Solomon Burke con un increíble Jess Roden luciéndose y para acabar una arrolladora The Boomerang de Don Covay con un epílogo stoniano. Dos conclusiones rápidas de este disco son que The Alan Bown Set eran una banda demencialmente buena en directo y que los temas de sus singles estaban a la altura de los clásicos soul que interpretaban.
En noviembre se produce una nueva baja. Pete Burgess deja al grupo y lo sustituye a la guitarra Tony Catchpole justo a tiempo de grabar en Francia una canción para la banda sonora de una película, Jeu De Massacre (The Killing Game), pieza del mismo título que la película que sólo fue editada en single en aquel país en el sello Vogue a principios de 1967. Se trata de una fascinante y bizarra composición de Jacques Louissier de ritmo progresivo, improvisaciones vocales de Roden y potente instrumentación en general. Un experimento que mezclaba algo del soul que practicaba la banda con improvisaciones jazzísticas y algo de primeriza psicodelia a la que pronto se iba a apuntar el grupo con el papel esencial que iba a desempeñar su nuevo fichaje, Tony Catchpole, prolífico compositor y excepcional guitarrista.
Su último single, marcado por el fin de su contrato con Pye, apareció en marzo de 1967 y es otra rodaja de vinilo imprescindible: Gonna Fix You Good (Everytime You're Bad) original de Little Anthony & The Imperials que los Set hacen suya consiguiendo registrar un sonido impecable y nivelado en cuanto a instrumentación y voces. En la otra cara encontramos I Really, Really Care, potente soul ideal para la pista de baile escrita por el propio Alan Bown en la que brilla la sección rítmica, la guitarra fuzz en el solo y, de nuevo, el gran Jess Roden.
El verano de 1967 pilló a la banda absorbiendo los nuevos sonidos que se imponían en la escena musical londinense al tiempo que languidecía el circuito de clubs destinados a bandas en directo que desplegasen su música de baile. Sin contrato discográfico, eran libres de destinar su tiempo a experimentar y probar las nuevas vibraciones y así dieron el salto hacia la psicodelia, otra etapa esencial del grupo, con el single Toyland/Technicolour Dream en octubre de 1968 y el cambio de nombre a The Alan Bown!, pero esa es otra historia...
Todo este legado discográfico se puede encontrar en uno de los artefactos más imprescindibles en el mundo de las recopilaciones de música facturada en los 60, el disco EMERGENCY 999, lanzado por Sanctuary en 2000 y que además de todas las canciones mencionadas añadía una versión demo sin vientos de Gonna Fix You Good y dos inéditas grabadas en ese período de transición entre el soul y el pop psicodélico, la excelente y risueña Love Me y el Toytown Pop costumbrista de Mr. Job, muy en la línea del material de su LP OUTWARD BOWN, y que la banda Jigsaw recuperó para su primer single para Music Factory, el sello por el que ficharían en 1968 Alan Bown Set tras su paso por Pye.
David

miércoles, 30 de octubre de 2013

NUEVO SPLIT SINGLE DE THE SMOGGERS!

Nuestros amigos de The Smoggers no cesan en su imparable actividad y vuelven a la carga prometiendo un LP que verá la luz en unas pocas semanas y cuyo preludio es un nuevo single, esta vez editado por el sello de Nueva York Chickpea Records y compartido con el trío japonés The Fadeaways, un split single en la mejor tradición de las battle of the bands 60s y que constituye la tercera edición de este tipo de artefactos dedicado al garage rock internacional por parte de dicho sello.
Los Smoggers aportan un tema ya conocido, I Wanna Be A Zombie, que ya formaba parte de su 10" CHINESE FOOD, además de I Let You Go, trallazo de garage rock con afilada guitarra solista mientras la rítmica le proporciona un muro de sonido de fondo muy punk, coros, armónica furiosa e intensidad garagera.
Por su parte The Fadeaways nos ofrecen con She Is Frantic, junto a In And Out, dos rodajas de inmediato garage-punk 60s con sensacional guitarra solista, pero mucho peor y más sucio sonido directo en la segunda.
Amigos lectores, permanezcan atentos a próximas novedades sobre el primer LP del grupo, que la cosa promete!
David

lunes, 28 de octubre de 2013

FAREWELL LOU REED

La verdad es que nunca fui el mayor admirador de Lou Reed. Siempre suelo huir de aquellos proclamados mitos por la generalidad de medios / los medios generalistas. Durante mi etapa formativa en lo musical (que no ha terminado, por supuesto) los discos de la Velvet Underground nunca fueron una prioridad, pese a todo el alboroto que siempre acompañaba al nombre del conjunto de Nueva York (de hecho ésta es la primera entrada del blog en la que hablo de ellos).
Una vez escuchados siempre he defendido que me quedaba con esa obra tardía, LOADED (1970), más cercana al rock "tradicional" y menos a la vanguardia, pero entendí que muchos hayan enarbolado esos discos como estandartes de una postura más grave e intelectual dentro del rock. Más artística, por ser afín a los tópicos y lugares comunes, y aventurada en cuanto a posicionarse hacia el sonido a conseguir.
Tampoco he iniciado una exploración profunda de su carrera en solitario, sin duda un error por mi parte, pero no reniego de la casi infinita grandeza de su TRANSFORMER (1972), aparte del par de inevitables propuestas vodevilescas incluidas en tan potente LP.
Ahora Lou Reed ha fallecido y es hora de ponderar, de nuevo, la enorme trascendencia de los discos de la Velvet Underground en ciertos sectores del rock, discos que se podrán disfrutar una y otra vez pero siempre con esa pequeña tensión que produce en la base del cráneo el hecho de que no puedas estar del todo de acuerdo con su siempre infladísimo legado y su, de nuevo, trascendencia. 
Pero el shock que me ha producido esta pérdida me ha asombrado incluso a mi. Es otro ejemplo de que sin estos tipos que nos están dejando el mundo (nuestro mundo occidental y placentero donde podemos preocuparnos de cosas como la música y sus creadores, el arte y demás) se está transformando en algo muy distinto de lo que conocíamos. Referentes y mitos que nunca llegamos a conocer en persona ni falta que hacía seguirles en Twitter o lo que sea; eso daba igual. Lo que contaba era la espera hacia un nuevo disco, una nueva recopilación, una nueva biografía. Saber que estaban ahí, en ese lejano e inaccesible mundo de los músicos y mitos del rock era suficiente.
Y mi favorita de la Velvet siempre fue ésta...

David

martes, 22 de octubre de 2013

THE MOVEMENTS: LIKE ELEPHANTS 1

El nuevo y excitante LP de The Movements ya es una realidad y aunque la fecha oficial de publicación es el 25 de octubre ya circula para ser reseñado y la impresión que nos ha causado aquí, en Making Time, no podía ser mejor. Diez canciones de psicodelia tremendamente electrificada que arrancan con la ya conocida The Death Of John Hall D.Y., una de nuestras canciones favoritas en lo que va de año.
Tras ella, Boogin, que arranca como una pieza de garage con gran presencia de órgano (con el contrapunto de una guitarra genial) a lo psicodelia de la escena de Texas o a los Doors californianos y desemboca en un temporal eléctrico muy Gratefuldeadiano. Tras la brutal impresión causada por Boogin los suecos no bajan el pistón con Two Tounges, rock apuntalado por una guitarra levitativa y maracas a toda mecha que en la escena del rock psicodélico de los 90 hubiese sido un hit, precedida por el interludio de la atmosférica y experimental Shady Wind.
Fotógrafo: Anders Bergstedt
Great Deceiver es su particular Taxman clavado al ritmo gracias a una contundente base rítmica sobre la que sobrevuela el teclado y las guitarras. All The Lost posee un aire muy contemporáneo sobre todo en las voces al tiempo que la instrumentación nos retrotrae de nuevo al garage-psych norteamericano 60s gracias a ese protagonismo del teclado. El tono del disco se relaja con David's Song, pero eso no significa que abandonen los tonos sombríos por una mayor luminosidad; incluye un breve solo de guitarra que es puro FOREVER CHANGES. Ellos mismos denominan Like Elephants 1, que da nombre al disco, como psicodelia coral pero no podemos obviar los toques de folk ácido en su texturas acústicas y combinaciones de voces. Ingenting Kommer Ur Ingenting es buen rock, oscuro y opresivo, de inventiva y rica instrumentación y larga y ruidosa coda y, para terminar, de nuevo al folk-rock psicodélico con It Takes A Spark de cadencias, coros y espíritu Byrdsianos.
El brillante, inteligente y enérgico LIKE ELEPHANTS 1 será seguido a principios de 2014 por LIKE ELEPHANTS 2, dos discos concebidos como un todo. Si mantiene el nivel de esta primera entrega podemos estar muy seguros de esperar muy grandes cosas de la siguiente entrega discográfica de The Movements!
David

viernes, 18 de octubre de 2013

HIPOCONDRIAMODS RECORDS: BANDAS DE SOUL RHYTHM & BLUES... 2007-2013

Una nueva y muy esperada entrega de las recopilaciones surgidas del foro Hipocondriamods, y una muy especial. Un homenaje en toda regla a un forero tristemente desaparecido y una demostración de que la escena está activa y atenta a nueva música que surge continuamente, pero evidentemente música cuyas raíces están fuertemente enclavadas en los mejores ritmos de décadas pasadas.
Veintiséis muestras de elegante, estilista y también furibundo y energético Soul R&B (en los términos más tradicionales de ambos estilos, por supuesto, pero evidentemente de fresco sonido) surgidas entre 2007 y 2013 (y un emotivo bonus grabado en 1998) a cargo de bandas y solistas de ambos lados del océano, algunos estrellas del panorama musical y otros referencias indispensables del underground modernista.
Para disfrutarlo a todo volumen... en cualquier momento, en cualquier garito que entréis, un día estará sonando este disco... ¡El auténtico Soul del siglo XXI!

miércoles, 16 de octubre de 2013

LOS RETROVISORES: ALMA Y PISOTÓN EP!!!

La nueva entrega discográfica en el cada vez más soberbio legado de Los Retrovisores, desde Barcelona, la constituye un EP de cuatro canciones publicado en julio por el sello alemán Soundflat Records con la colaboración de BCore y titulado ALMA Y PISOTÓN, una referencia indispensable de enérgico 60's Pop-Soul con ramalazos Freakbeat, o lo que es lo mismo, una gozosa mixtura de guitarras afiladas, teclados, contundentes bases rítmicas y abrasiva sección de metales, que cobran un protagonismo destacadísimo en estas nuevas composiciones con letras en castellano llenas de referencias clave de la música que más nos gusta.
El ye-yé garagero de Me Olvidé De Ti, la impresionante Tu Canción y su potente soul-rock a lo Ides Of March o los Blood, Sweet & Tears más disfrutables, y Soy Libre, la que más se sitúa en el ámbito del soul ibérico por ritmo, cadencia de los metales y letra, acompañan a una arrolladora versión del clásico Music Man de los Fire & Ice con letra en castellano que está a la altura del original. 
Razones más que suficientes para calificar a este disco de... ¡puramente INDISPENSABLE!
David

martes, 15 de octubre de 2013

THE ELECTRIC MESS: HE LOOKS LIKE A PSYCHO!

The Electric Mess siguen sacando jugo a su excelente y vibrante LP FALLING OFF THE FACE OF THE EARTH con otro vídeo de una de sus canciones, y en esta ocasión se trata de la garagera y psicótica (como no) He Looks Like A Psycho, que abría el LP con toda la contundencia y energía del garage 60's.
Mientras disfrutamos de la canción podemos estar seguro que The Electric Mess están preparando nuevo y excitante material al tiempo que nos informan que echan de menos su estancia en España, así que seguro que pronto volverán por aquí. Enjoy!
David

jueves, 3 de octubre de 2013

LPs y SINGLES A LA VENTA!

Para ir haciendo sitio, unas subastas en Ebay de LPs y singles, entre ellos discos de Remo Four (muy raro y difícil de localizar), John Killigrew (ídem), Creation, Artwoods, Stones, Electric Prunes, Frowning Clouds, Blues Magoos, Humble Pie, Small Faces, Los Buhos del siempre coleccionable sello Animal Records, etc.
Para ver el listado completo y las subastas, pinchad en el siguiente enlace:
David

sábado, 28 de septiembre de 2013

YA ES INMINENTE...

El mes de octubre, apetitosamente gris en lo climatológico, se llenará de colores y vibraciones de pop ácido con la publicación del LP de Los Huéspedes Felices, LAS COSAS QUE NO VEMOS, en Clifford Records (Clifford-039LP). Y para ir preparando el camino, el pasado lunes 23 de septiembre sonó en El Sótano de Radio 3 la cara A del single adelanto del álbum (del que ya hablamos aquí), la serpenteante Llueve (minuto 16:30 del programa) y suena aún más poderosa, y es que estas cosas de toda la vida suenan mejor en la radio que en un frío mp3 (lo sé, el podcast es un mp3, pero sigue sonando bien, con su presentación y demás, with all the bells and whistles, que dirían los yanquis).
Así que podéis ir reservando copias, que comienza la cuenta atrás para nuevos deleites a cargo de Los Huéspedes Felices...
David

jueves, 26 de septiembre de 2013

THE MOVEMENTS: VÍDEO DE SU NUEVO Y PSICODÉLICO SINGLE!

La excelente y atmosférica The Death of John Hall D.Y., cara A del nuevo single de The Movements que será publicado oficialmente mañana y respaldado en la cara B por Everybody Needs Something, protagoniza este estupendo vídeo promocional, onírico, misterioso, ácido, nemoroso. 
Aquí en Making Time cada vez nos gusta más esta canción, como fluye y su permanente intensidad, así que recomendamos la adquisición del 7" para los degustadores de esta nueva psicodelia!

David

martes, 24 de septiembre de 2013

¡VUELVEN MAGIC BUS!

A principios del siglo XXI hubo un pequeño boom de bandas nacionales cuyos sonidos se anclaban fuertemente en la psicodelia facturada entre 1967 y 1969, y sobre todo la proveniente de Inglaterra. Muchos días discos y canciones de estas bandas sonaron en programas como Bulevar al que acudía a diario para escucharlos (y sobre todo los viernes con la edición especial bautizada Sunset Bulevar). Fue un momento en el que parecía que la escena independiente de grupos sixties podrían retomar una parte del esplendor de los 90, pero fue un destello breve, fugaz pero brillante, y muchos de esos grupos desaparecieron para siempre mientras que otros, unos pocos, se tomaron un respiro para reaparecer e intentarlo por segunda vez, quizás en tiempos más propicios como los actuales donde vuelven a reverdecer sellos discográficos independientes y abundan los festivales de garage y sonidos 60s.
Magic Bus no tuvieron una producción discográfica muy abundante pero fueron de los más talentosos de esa hornada. El trío madrileño facturó composiciones magníficas de ácido pop psicodélico a base de potentes bases rítmicas, guitarra Wah-Wah y mucho sitar, con ritmos punzantes al estilo Taxman. Si a esas impecables credenciales sumamos su buen gusto en las versiones, como la que abordaron del clásico Magic Potion de los Open Mind, teníamos frente a nosotros (y quizá no los supimos apreciar como debían) al sueño de cualquier aficionado al popsike.
Gracias a El Sótano de Radio 3 me he enterado de la gratísima noticia de la reunión de los Magic Bus para aparecer en directo en el festival Roctopus Tea Party de Toledo a celebrarse el 27 y 28 de septiembre, interesantísimo fin de semana con una selección muy apetecible de grupos en directo y pinchadiscos, además de scooter run, mercadillo...
Si a esta reaparición en directo de Magic Bus le siguieran nuevas producciones discográficas podríamos estar ante una de las más destacadas noticias musicales de la escena 60s-mod-psych nacional en los últimos tiempos. ¡Ojalá así sea!
David

viernes, 20 de septiembre de 2013

NUEVO SINGLE DE BRONCO BULLFROG EN STATE RECORDS!!!

La noticia de un nuevo disco de Bronco Bullfrog nos sorprendió y alegró allá por el mes de mayo, pero no habíamos hablado de ello aquí en Making Time, así que ahora saldamos una deuda pendiente e inexcusable.
Bronco Bullfrog, nuestra banda favorita de la primera mitad del siglo XXI, volvía tras un parón de unos ocho años (¡ocho! Pero si recuerdo perfectamente cuando encargué ese disco por correo y ahora, de repente, soy consciente del tiempo pasado... argh...) con un nuevo single, dos canciones en vinilo para el sello State Records publicado en julio y limitado a 500 copias, con un sonido apabullante y composiciones en la mejor de las tradiciones de Bronco Bullfrog, demostrando que superados los problemas están en plena forma. Y bien que nos alegramos!
La cara A la ocupa Clarifoil, melódico power pop con tintes psicodélicos en el que brillan las voces a coro del grupo, los guitarrazos del Señor Poulson y una arrolladora base rítmica del Señor Comfort-Wiggett al bajo y del Señor Morten a la batería, con interesantes cambios melódicos y un puente con guitarra acústica antes de que la electricidad vuelva a imponerse y se retome el irresistible estribillo.
Never Been To California es Bronco Bullfrog atacando su estupendo power pop soleado y brioso, tremendamente melódico, adornado por los coros, todo ello con un refrescante aire californiano (los coros a veces recuerdan a Crosby, Stills & Nash) y una coda muy elaborada sobre todo en la parte vocal.
En la tienda de la web de State Records aún se pueden conseguir copias de este maravilloso single:
Y recomendamos la lectura de la entrevista que en PowerPop Overdose realizan al grupo a raíz de este nuevo 7":
David

martes, 17 de septiembre de 2013

HA! HA! SAID THE CLOWN

En nuestra discontinua serie de desmedidos vocalistas pop 60's abordamos en la entrega de hoy al frontman de un grupo de larga trayectoria, gran prestigio y discografía impecable: Mike d'Abo, voz solista de Manfred Mann de julio de 1967 hasta 1969.
La labor de d'Abo no era fácil: sustituir al icónico Paul Jones que capitaneaba junto a Mann y Mike Hugg a un grupo de reconocido prestigio en los ámbitos del R&B y del jazz, con alguna ocasional incursión en el pop. Ahora, encabezados por el guapo d'Abo y con el alemán Klaus Voorman al bajo y flauta, conformando una especie de supergrupo de incierto futuro (d'Abo provenía de A Band Of Angels; Mann, Hugg y Tom McGuinnes eran respetados músicos, y Voorman callejeó con los Beatles por Hamburgo) la banda se sumergió sin reparos en el pop comercial y el manierismo escénico, con una serie de gloriosos singles de fácil consumo empezando por el primer tema cantado por d'Abo, Just Like A Woman, hasta su último single, Ragamuffin Man. La mayoría de ellos, si no todos, están presentes en youtube en forma de actuaciones en la televisión (sobre todo en la Europa continental) o vídeos promocionales, y por supuesto son de obligado visionado.
Ha! Ha! Said The Clown competía en 1967 con la versión de los Yardbirds y salió victoriosa llegando al número 4 de las listas inglesas, y ya en él Mike d'Abo estaba en todo su esplendor manierista y amanerado (ejemplificado en el vídeo perteneciente al programa francés Dim Dam Dom, pero hay más, amigos: en Suecia, en Inglaterra, en Alemania, en Francia de nuevo y desafinando sin rubor...). Poseedor de una voz suave, elegante, quizá algo falta de potencia, era la ideal para esta nueva etapa del grupo que lanzaba cada poco gemas pop de ambientación levemente psicodélica. Sin embargo sobre el escenario desplegaba sus habilidades escénicas y teatrales, lanzando miradas entre pícaras e inocentonas a su audiencia y en cada vídeo del grupo no se puede evitar esbozar un par de sonrisas, especialmente con esta presentación del grandioso My Name Is Jack en Top Of The Pops, un single de 1968 con d'Abo en toda su gloria.
Pero no solo con el cantante acaba la diversión: hay que atender al aspecto siempre druggie y excesivamente alegre de Tom McGuinnes, al permanente desinterés y apatía del batería Mike Hugg y al aire de despiste de Klaus Voorman. Una sucesión de singles estupendos y una etapa que siempre mantengo que rivaliza con la primera de Manfred Mann, seria, respetable y prestigiosa, y es que se puede percibir que el grupo se estaba divirtiendo, ganando dinero e invirtiéndolo en sustancias que exaltaban sus espíritus.
David

jueves, 12 de septiembre de 2013

NUEVO SINGLE Y LP DE THE MOVEMENTS!

Unos viejos conocidos de Making Time, los suecos The Movements, lanzan el día 27 de septiembre un single que servirá de preludio a su nuevo LP titulado LIKE ELEPHANTS 1 cuya edición está prevista para el 25 de octubre. La banda y su sello discográfico aseguran que el anterior sonido garagero de los Movements ha dado paso en estas nuevas canciones a la psicodelia, y las dos piezas que forman parte del inminente single así lo atestiguan.
The Death Of John Hall D.Y. es rock psicodélico con un órgano que adorna toda la composición, reminiscencias de grupos como 13th Floor Elevators o sobre todo Love y letra cantada a varias voces lo que le da un toque eminentemente 60s. Pero aparte de esas referencias a la época esencial del rock ácido también se puede percibir influencias de la psicodelia facturada en los 80 y 90 (The Chemistry Set, Spacemen 3, etc.).
Esa postura más actual y tendente al ruidismo es más evidente en la cara B, Everybody Needs Something, más oscura y sonoramente más arriesgada, de ritmo más ralentizado e hipnótico. Según informan, esta canción será incluida en el segundo volumen de LIKE ELEPHANTS. 
Fotógrafo: Anders Bergstedt
El single será editado en vinilo de 7" con referencia número CR022 y descarga digital por el sello Crusher Records y se podrá adquirir en su web; es un interesantísimo avance de las cosas que podemos esperar de este giro estilístico de los aventureros sónicos The Movements.
David