martes, 18 de mayo de 2010

LA INCÓGNITA BEACH BOYS

El 7 de julio los Beach Boys actúan en Tenerife, y ante la posibilidad de acudir al concierto surgen una serie de inevitables incógnitas.
Bueno, quizás no tantas incógnitas. De todos es sabido que los Beach Boys hace años que son una sombra de lo que fueron, fuente de recursos para Mike Love, único miembro fundador que permanece en esta encarnación para las permanentes giras de lo que antaño fue un glorioso grupo. Pero es un beach boy al fin y al cabo, el "mantenedor de la llama", el guardián de un nombre, de una marca, especialmente de un perído de los Beach Boys (los primeros años, los del surf y los coches deportivos, de los hits, incluyendo Kokomo) y no de toda su historia, llena de logros musicales pero también de tremendos batacazos y horrorosas grabaciones. Un tipo que lleva cincuenta años en el negocio y que al menos, sólo por eso, se merece algo de atención.
Y, junto a él, Bruce Johnston, beach boy desde los 60, el sustituto de Brian Wilson para los directos que acabó siendo un miembro de pleno derecho, multiinstrumentista y compositor. Pero nada más, ni siquiera el compinche de Mike Love en numerosas "conspiraciones" en la lucha por el control de la banda, Al Jardine, expulsado del grupo hace unos años. Ni, por supuesto, algún miembro que se apellide Wilson... Curiosamente, en el elenco de músicos que integran estos Beach Boys se encuentra John Cowsill, batería y vocalista de estos Cowsills, el grupo juvenil de éxito en la segunda mitad de los 60.
El sonido de este grupo en directo puede ser hasta previsible en un show por supuesto repleto de sus grandes éxitos (la línea siempre defendida por Love), ninguna rareza, ninguna excentricidad pero puede que algunos momentos kitsch, alguna versión de clásicos populares que tanto han gustado al grupo en sus momentos de inspiración más debilitada, un continuo exaltamiento de la genuina banda norteamericana... eso sí, espero que no se pasen con los sintetizadores japoneses y se nutran de una instrumentación acorde a lo que los fans de verdad esperan de ellos (al menos, lo que yo espero de ellos, es decir, centrados en el repertorio y sonido que abarca desde los primeros años 60 hasta los primeros 70).
Más información de estos Beach Boys y de su gira que pasa por España en esta, su anticuada página web.
Demasiadas incógnitas que se suman a unas entradas que no son precisamente baratas (tal debe ser el caché del grupo). Da igual, yo ya tengo la mía...
David

1 comentario:

ALBERTITO FLEMÁTICO dijo...

Creo que en esa fecha no estaré aquí, pero me temo que sería altamente preferible ver a los Chesterfield Kings plagiando a los Beach Boys...