martes, 12 de abril de 2016

EL DISCO DE LA SEMANA

THE BEACH BOYS: The Little Girl I Once Knew / There's No Other (Like My Baby) (Capitol, 1965)
Los Beach Boys aportan su característica grandiosidad a esta entrega de El Disco de la Semana que vuelve a ser un single, dos "sencillas" canciones pero apabullantes e inmejorables, lo que convierte a este disco en un artefacto perfecto. Y eso, amigos, es la magia de las 7", en los que no hay espacio para tropezones como los que puede contener un LP. De singles como éste, claro.
Lanzado en USA en noviembre de 1965 por Capitol, el 7" era el sucesor del enorme éxito que fue California Girls, y es una clara muestra del período de crecimiento musical por el que estaba pasando Brian Wilson, sobre todo en su cara A. Lamentablemente para los Beach Boys, The Little Girl I Once Knew no alcanzó el éxito de los discos precedentes ("sólo" llegó a alcanzar el número 20 de las listas en Estados Unidos) debido a la modernidad que desprendían los surcos y, sobre todo, por las decisiones de Capitol, su compañía discográfica, el mismísimo demonio.
Capitol, como la mayoría de discográficas, solían parar los pies a los músicos todo lo que podían e incluso boicoteaban sus propios lanzamientos. No es lo políticamente correcto pero hay que reconocer que muchas veces esos demoníacos ejecutivos envueltos en efluvios de alcohol y coca conseguían que las pretensiones como "artistas" de sus músicos se rebajasen considerablemente en beneficio de la comercialidad, con lo que pudimos seguir disfrutando muchos años de sencillo pop en lugar de obras de vanguardia (también envueltas en efluvios de ácido, alcohol y más coca) inaguantables en la mayoría de casos.
Pero aquí se equivocó Capitol ya que optó por lanzar poco después el pepinazo que fue Barbara Ann / Girl Don't Tell Me para promocionar el LP BEACH BOYS' PARTY! lo que hundió las posibilidades comerciales de The Little Girl relegando a esta joya, no incluída en ningún LP del grupo salvo recopilaciones tardías, al estatus de clásico subterráneo y de culto para conocedores del legado del grupo.
Comencemos por la cara B, extraída del citado BEACH BOYS' PARTY, la versión de los chicos de la pieza grabada en 1961 por las Crystals There's No Other (Like My Baby): sencillo acompañamiento de guitarra y pandereta para que Brian Wilson cante con entrega esta composición de su admirado Phil Spector mientras el grupo despliega sus cálidas y acogedoras voces arropando la canción. Exquisita.
La cara A es la que lanza este disco directamente hacia la eternidad. The Little Girl I Once Knew, grabada al mismo tiempo que las sesiones para PET SOUNDS, beneficiándose de todos los privilegios que otorgaban aquellas sesiones míticas de trabajo y comenzando por las profundísimas notas de bajo con las que se inicia cortesía de Carol Kaye que da paso a la riquísima orquestación proporcionada por los mejores músicos de estudio de LA en una intro delicada y bellísima con intrincados guitarras y teclados.
De forma rompedora para esos momentos, The Little Girl presenta una extraña melodía con parones y arranques de la misma, con pequeños momentos de silencio que preceden a la irrupción de los coros del estribillo. Por lo visto los pinchadiscos de las radios odiaban esos momentos de silencio lo que provocó el pequeño apoyo de las emisoras al single. 
Lo que parece increíble que no detectaran esos pinchadiscos (quizá lo hubiesen hecho si hubiesen escuchado el disco...) es lo tremendamente pegadiza y catchy que es la canción, que se clava en la cabeza y no para de sonar una y otra vez. Y en gran medida gracias a la letra sobre la atracción hacia una chica que ya ha dejado de ser una niña cantada maravillosamente por Mike Love, Brian Wilson y Carl Wilson en la voz principal y arropados por lo que parecen millones de voces ejecutando miriadas de coros y líneas melódicas. Algo de fuera de este mundo.
Una pieza esencial en el período de transición hacia las obras que fueron PET SOUNDS, Good Vibrations y SMILE, y que se puede archivar junto a los LPs THE BEACH BOYS TODAY y SUMMER DAYS (AND SUMMER NIGHTS!!) como parte esencial de las bases fundacionales del mito de los Beach Boys como hacedores del más exquisito pop de esa década y posteriores y uno de los grupos esenciales de la música popular.
David